Atención al Cliente 900 649 028
Punto de recarga Barcelona

¿Cómo se carga un coche eléctrico en un punto de recarga?

Lo que tienes que tener muy claro cuando compras un coche eléctrico es que hay que realizar una previsión de las cargas de la batería porque no es como en los coches convencionales que en cada esquina encuentras una gasolinera. En el caso del coche eléctrico es muy diferente. Si eres un principiante en movilidad eléctrica; y es la primera vez que recargas tu coche eléctrico en la vía pública, no te pierdas este post donde te damos unas pautas para hacerlo correctamente.

15/10/2018 |

Es la primera vez que conduces un coche eléctrico y necesitas recargar la batería en un punto de recarga público ¿sabes cómo hacerlo? ¿qué pasos debes seguir? ¿hace falta llevar un cable conector? ¿dónde encuentro los puntos de recarga? Si te estás haciendo estas preguntas, lee esta guía útil de cómo se carga un coche eléctrico en un punto de recarga.

¿Cómo se carga un coche eléctrico en un punto de recarga?

Te estas quedando sin batería en tu coche eléctrico ¿Qué es lo que debes hacer?

1º Buscar un punto de recarga

Lo primero que debes hacer es buscar y localizar inmediatamente un punto de recarga cerca de ti. ¿Cómo hacerlo? Lo que está claro es que no es tan fácil como buscar una gasolinera pero la app Electromaps puede servirte de ayuda para encontrarlo.

Una vez ya hayas localizado el punto de recarga, lo que puede pasar es que este ocupado. Y no es una buena noticia; ya que, como mínimo el coche estará 25 minutos cargando la batería dependiendo del tipo de punto de recarga (rápido, semirápido o convencional) necesitara más tiempo o menos.

Por este motivo, cada vez más se instalan puntos de recarga con la posibilidad de recargar dos o cuatro coches a la vez con la finalidad de ser más funcionales y dar un mejor servicio.

2º El cable conector que funcione

Una vez encontrado el punto de recarga más cercano y que éste este libre. Solo falta sacar el cable del maletero y enchufarlo a la corriente del punto de recarga. Aunque en muchas ocasiones el mismo punto de recarga tiene el cable conector incorporado (como las mangueras de las gasolineras); con lo cual, no hace falta ni sacarlo del coche.

3º Puntos de recarga gratis y sus peculiaridades

Si prefieres cargar el coche eléctrico de forma gratuita lo puedes hacer en las grandes superficies o supermercados. Pero no es tan cómodo como en las estaciones de pago, porque suele ser una carga más lenta y tienes que avisar al responsable de seguridad para que la active. Por este motivo, si tienes mucha prisa no es una buena opción.

Además, al ser lugares pensados para que la gente solamente cargue el coche el tiempo que esté comprando, no es raro que la carga se desactive automáticamente pasada una o dos horas desde la conexión inicial.

 4º Velocidad del punto de recarga

Existen estaciones con distintas modalidades de carga, desde la convencional, que requiere varias horas para cargar el vehículo, hasta la semi-rápida o rápida. Utilizar la más adecuada para tu vehículo hará más satisfactoria tu experiencia de uso; aunque no siempre puedes escogerla.

Los puntos de recarga semi-rápida; son puntos de recarga para más de un vehículo (empresas de logística y distribución, parking vinculados a supermercado o cines etc.) Estos puntos de carga pueden recargar la batería de un coche eléctrico al ritmo de autonomía de entre 40 y 120 Km por hora de recarga.

Punto de carga rápida; son puntos de recarga a una velocidad de 120 km de autonomía por cada veinte minutos de carga. Estas estaciones pueden ser tanto de corriente alterno (AC) como continuo (DC) y tienen una potencia que va de 50 kW, en continuo, o 43 kW, en alterno.

5º Las electrolineras

Son las nuevas “gasolineras” del coche eléctrico pero aún cuesta encontrarlas en las ciudades por su elevado coste y la inversión que suponen. También, porque las grandes compañías especializadas no ven que haya un parque de coches eléctricos funcionando por las ciudades suficientes para que sea rentable.

En conclusión, los coches eléctricos ya están empezando a ofrecer autonomías reales de 200, 250 o incluso 300 kilómetros, lo que para una persona es más que suficiente para ir al trabajo por la mañana y volver a casa. Y si a la vuelta del trabajo necesitas pasar por el supermercado para hacer la compra, tienes autonomía suficiente o si lo necesitas recargar la batería mientras haces la compra.

Sobre los puntos de recarga, en Factorenergia ponemos a disposición de nuestros clientes un producto específico, FactorECOMobility. Creemos que la carga privada es la clave para el desarrollo del coche eléctrico, por eso financiamos el proyecto y la instalación del punto de recarga en la plaza privada de parking comunitario, encargándonos de todos los trámites administrativos y obtención de los permisos necesarios.

¿Aún encuentras una excusa para contemplar la compra de un coche eléctrico?

Certificaciones comercialización energía eléctrica